Quistes facetarios o quistes yuxtafacetarios.

El quiste facetario es un tumor benigno que contiene material degenerativo procedente de la articulación facetaria posterior. Desde un punto de vista clínico, es más interesante la ubicación/ distribución del quiste que la composición del mismo.

Su presencia está condicionada por las peculiaridades biomecánicas de las facetas (aparecen en lordosis o zonas de transición, sobre todo lumbar -facetas con eje sagital-, en L4-L5) y suele asociarse a severos cambios espondilósicos.

World J Orthop. 2017 Sep 18; 8(9): 697–704.

La evolución es incierta. Algunos pacientes mejoran con tto médico (antiinflamatorios) y en algunos casos he podido comprobar reducción de tamaño (sobre todo en aquellos con contenido acuoso abundante). El tratamiento de elección es quirúrgico. La resección del quiste con técnicas de microscopio es mi primera elección para aquellos casos que no asocian subluxación/luxación facetaria ni lumbalgia como clínica predominante.

En la figura se aprecia el quiste sinovial (amarillo, discontinuo) que comprime el saco dural y estrecha el receso lateral, guardando relación de proximidad con una faceta. En este caso se eligió un abordaje microscópico con exéresis simple.

En los quistes que presentan otros signos de inestabilidad (lumbalgia mecánica severa) o están integrados en una curva escoliótica (las cargas asimétricas favorecen su aparición) o presentan espondilolistesis degenerativa tanto sagital como coronal puede plantearse asociar una artrodesis para fijar o corregir deformidad.

A nivel cervical he encontrado quistes yuxtafacetarios en niveles bajos en dos ocasiones. Por su rareza, fueron informados como una lesión de naturaleza tumoral (tumor-mimicking lession). En ambos casos opté por cirugía descompresiva (uno de ellos había desarrollado mielopatía, véase Tumor-mimicking lession en C7-Th1) y seguimiento evolutivo (si fuera necesaria la artrodesis, es mucho más sencillo realizarla por vía anterior).

Sólo recuerdo un caso de quiste yuxtafacetario dorsal. Se trata de una paciente con artrodesis lumbosacra que fue desarrollando problemas en niveles adyacentes (proximal junctional failure) y requirió cirugía para ampliar descompresión y artrodesis hasta Th11. Al año, presentó reagudización de mielopatía conocida con quiste facetario (con mielopatía) en Th9-Th10, quizá condicionado por la biomecánica de la fusión larga.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *